Una decisión marca la diferencia en tu vida

Cuando solía representar empresas de ingeniería y equipos, me reunía con altos gerentes y dueños de empresas con los cuales establecía relaciones comerciales. Esas reuniones en muchas ocasiones terminaban en una consulta personal, porque ellos se abrían a comentarme sobre sus problemas personales.

Como para mi, siempre se me ha facilitado dar una buena idea o comentario que aporte a las personas, forjé grandes amistades, que más tarde se han transformado en mis clientes de consultoría que, a pesar de no frecuentarlos como antes, en sus momentos, de resolver conflictos personales, me han buscado.

La mayoría de las personas buscan apoyo para algunas situaciones de importancia en su vida, cuando ya están al borde del problema, o cuando ya tienen el agua al cuello. Por ejemplo, buscan ayuda en un momento de angustia porque creen que van a perder el empleo, cuando tienen una crisis financiera, cuando ya el hijo cayó en malos hábitos o cuando el divorcio está en puerta. Siendo una gran aventura ayudarlos a darle balance a ese momento ya al punto de quiebre.

Hay suficientes razones en tu vida para tomar las decisiones a tiempo, cuando ya las situaciones, que te pueden originar problemas a corto, mediano y largo plazo, asoman la cabeza. Si, esas situaciones no son netamente laborales, muchas implican aspectos de tu personalidad, tu forma de relacionarte con tu familia, la economía y finanzas, entre otras, que al sonar o hacer ruido es como el dicho, “Cuando el río suena es porque piedras trae”, hay que atenderlas. Cuando esto ocurre, actúa, busca una buena ayuda y comienza a resolver uno a uno los factores que están implicados, hasta el último que tengas.

¿Te ha pasado que te quedas estancado y no actúas? La verdad es que, no hay necesidad de esperar a estar en una crisis para tomar las decisiones pertinentes, esperar a buscar los apoyos necesarios para superar una situación o problema que se avecine. Puedes aprender a ser preventivo, a adelantarte a los nuevos procesos y cambios de la vida, es de revisar y darle la importancia que merece en tu vida. Así como a nivel médico, la prevención es importante, en tu toma de decisiones también lo es, porque le puedes sacar provecho a la situación que crees que viene hacia a ti, entrando en nuevos aprendizajes y asesorías con las cuales puedas tener un gran crecimiento como persona, y salir airoso de los famosos tiempos de crisis, pues, no hubo crisis. Tuviste la visión de prevenirla.

La experiencia de mucho de mis clientes ha sido, lamentarse del cuánto tardé en darle solución a esa situación tan incómoda y desafiante en mi vida, y resulta que solo era cuestión de conocimiento y entrenamiento.

De manera que, no pierdas más tiempo y llénate de valor e inspiración para que los procesos de cambio de tu vida no sean crisis, sino más bien oportunidades de construir una vida mejor en crecimiento.

VRangel

Comparte con tus amigos:


¿Tienes preguntas? Toca Aquí
Estoy para ayudarte.
¡Hola! Haz clic en el botón de abajo si necesitas iniciar una conversación conmigo.
Normalmente te responderé en pocos minutos